web analytics
¡Diviértete en la media parte!
Ocurrió en la liga sueca, en el encuentro entre el Sundsvall y el Orebro. Eidhur Sigurbjörnsson no llevó nada bien lo de fallar el gol y de la rabia y de la frustración que sintió, dio un salto colosal y le dio un cabezazo al larguero superior de la portería. ¡Para el próximo te reto a que le des a uno de los focos que iluminan el estadio!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *